Berenjenas del Sheik






Una de mis escritoras favoritas es Isabel Allende. Me encanta su forma de contar las historias, la sensibilidad a la hora de describir los personajes.

Entre sus muchos libros, tiene uno Afrodita donde reúne las mejores recetas de cocina de ella y de su familia. Hasta para explicar una receta es delicada y exquisita en la narración.

Descubrí el libro por casualidad, me lo prestó mi amiga Susana y la verdad es que saqué de él muchas buenas ideas. Como este plato de berenjenas del Sheik (jeque en árabe) que es una auténtica delicia al paladar.  Espero que os guste.


INGREDIENTES:

Para 2 personas:
1 berenjena grande
2 cebollas
4 cucharadas de aceite de oliva
1 pizca de clavo en polvo
2 tomates
1 diente de ajo
1 cucharada de azúcar
4 cucharadas de queso rallado
Sal, pimienta y un poco de mantequilla





PREPARACIÓN:

Picamos el ajo y la cebolla y lo pochamos en el aceite. Cuando esté el sofrito añadimos sal y pimienta al gusto y la cucharadita de azúcar. Dejamos que se vaya haciendo un poco a fuego suave, unos dos o tres minutos.

Precalentamos el horno a 200º con calor arriba y abajo. Cortamos la berenjena y los tomates en rodajas. En una fuente de horno, engrasada con la mantequilla ponemos una capa de berenjena, una capa de sofrito y una cucharada de queso rallado. A continuación hacemos lo mismo pero con el tomate. Así hasta que se nos acaben los ingredientes. La última capa debe ser de queso rallado. Ponemos unos montoncitos de mantequilla y cubrimos con papel de aluminio.

Horneamos unos 30 minutos, ahora quitamos el papel de aluminio y dejamos que siga unos minutos más para que el queso se dore.

Con cuidado pinchamos la berenjena a ver si está tierna, si no la dejamos unos minutos más .

Se sirve con arroz blanco.





Pochamos las cebollas con el ajo.

Añadimos sal, pimienta y azucar para caramelizarla un poco.

Ya las tenemos.

Cortamos las berenjenas en rodajas de un centímetro de grosor mas o menos. Las ponemos en una fuente de horno y le ponemos por encima un poco de la cebolla caramelizada.

El queso rallado encima.

Y después los tomates y vamos repitiendo las capas.


Acabamos con queso rallado y unos trocitos de mantequilla. ¡Al horno!


     La escritora recomienda acompañarlas con arroz blanco.




     Una delicia de plato.








Facebook Twitter instagram pinterest YouTube google plus


Introduce tu Correo y recibe mis entradas en tu email:





2 comentarios: