Helado de queso y mini chips ajoy.



¡Qué mezcla más rara! Así me contestó mi hijo mayor cuando le dije de qué era el helado que estaba haciendo. Y es que para él, cualquier helado que se salga de los tradicionales (chocolate, fresa o vainilla) , es raro. 

Cuando vi esta receta en el blog el recetario de mi cocina, pensé en prepararlo para mi mi amiga Mari Angeles y su familia, que son tan agradecidos y tan poco exigentes, que cualquier cosa que les llevo les gusta. 

Porque de quedármelo en casa. la única que iba a comer sería yo, y no era plan tomarse una tarrina de medio kilo una sola, que si hay que hacerlo se hace, pero vaya...



Es un helado cremoso, muy rico, con el toquecito crujiente de los trocitos de galletas... una maravilla vamos.

 Os dejo la receta yal y como yo la he preparado, todo igual, excepto las galletas que son minis.



INGREDIENTES:

200 gr de nata para montar
150 gr de queso tipo philalphia
200 gr de leche
100 gr de azúcar
1 cucharada de azúcar vainillado
30 gr de azúcar invertido
50  + 50 gr de mini chips ahoy

PREPARACIÓN:

CON THERMOMIX Y HELADERA:

En el vaso de la thermomix ponemos todos los ingredientes excepto 75 gr de las galletas que reservaremos.
Trituramos  15 segundos a velocidad progresiva 5-10.
Ponemos esta mezcla en un bol y llevamos un par de horas a la nevera para que se enfríe bien.
Una vez que la mezcla esta fría, añadimos los otros 50 gr de galletas troceadas. Mezclamos con una espátula.
Ponemos en marcha la heladera y vamos echando la mezcla por el hueco superior. Dejamos que la máquina trabaje según las instrucciones del fabricante. En  mi caso unos 45 minutos.
La mezcla sale muy cremosa, se puede consumir ya, pero es preferible llevar al congelador un rato para que coja cuerpo.

SIN THERMOMIX Y SIN HELADERA:

En el vaso de la batidora trituramos los ingredientes menos los 50 gr de galletitas.
Vertemos esta mezcla en un bol y lo metemos con la tapa puesta  en el congelador. Lo vamos sacando cada dos o tres horas y lo mezclamos bien, para ir rompiendo los posibles cristalitos. Repetimos la operación tres veces.

 Troceamos las galletas en trozos,  que no sea polvo. Los añadimos al helado después de batirlo por último vez y mezclamos bien. Volvemos a meter al congelar hasta su consumición.



Ponemos en el vaso de la thermomix todos los ingredientes menos la mitad de las galletas y trituramos.



Ya mezclado, hemos tardado diez segundos.

Vertemos la mezcla en un bol y la tapamos. La dejamos en la nevera unas horas, que se enfríe.

Estas son las galletas que he usado. Antes de meterlo en la heladera, las troceamos.

Cuando la mezcla esté fría, echamos las galletas troceadas y lo removemos.

Con la heladera en marcha, vamos echando la mezcla por el orificio.

45 minutos ha estado. Así sale, pero lo vamos a meter en el congelador un par de horas (o hasta que vayamos a consumirlo), para que endurezca.

    Ya tenemos nuestro helado. Un par de bolitas para el personal.


    Se ven los trocitos de galleta, está de vicio.


    Cremoso, nada empalagoso y con el punto crujiente de la galleta.


     Esta y otras recetas las podrás encontrar en mi página de facebook.

2 comentarios:

  1. Disculpa, que es nata para montar? soy de venezuela

    ResponderEliminar