Almejas salteadas


Este es un plato ligero, rápido y riquísimo. Se asocia más al verano, por aquello de sentarte en un chiringuito y que te lo pongan por delante, pero en solo diez minutos lo podemos preparar en casa. Yo lo hago, tal y como lo prepara mi madre y en lugar de almejas también podemos usar coquinas.


INGREDIENTES:

1/2 kilo de almejas (puestas en remojo en agua con sal un par de horas antes)
1/ vaso de vino blanco
ajo, perejil, aceite y limón y sal.


PREPARACIÓN:
Escurrir las almejas y ponerlas en una sartén con un fondo de aceite.
Echar el vino, dos dientes de ajo picados, perejil muy picadito, un chorreón de limón y sal.
Poner a fuego fuerte hasta que hierva, veremos que empiezan a abrirse.
Dejamos unos minutos y cuando ya esté la mayoría de las almejas abiertas, apartamos del fuego.
Descartamos las que no se han abierto, y listo.



Las almejas en la sartén con un culito de aceite.


Añadimos el ajo y el perejil muy picadito


Ponemos el vino y el zumo del limón.


Llevamos a ebullición.

Ya se han abierto casi todas.


Listas para comer.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada